En Roma, durante una conferencia sobre la crisis en Europa organizada por la Fondazione Ducci Aznar: “La UE se encuentra en un momento crucial y sufre riesgo de destrucción”

    _“Nos encontramos en un año crucial para el orden internacional, en el que van a manifestarse transformaciones al nivel de las de 1989”

    _”EEUU no tiene nada que ganar de una UE destruida y sí mucho que perder”

    _”Podemos dar por superada la recesión, pero la huella social de la crisis sigue produciendo efectos en América y, desde luego, en Europa”

El expresidente del Gobierno y presidente de la Fundación FAES, José María Aznar, ha afirmado hoy en Roma que “la UE se encuentra en un momento crucial y ya no se puede decir que sufre una ‘crisis de crecimiento’ sino un riesgo de destrucción”. A su juicio, “nos encontramos en un año crucial para el orden internacional, en el que van a manifestarse transformaciones en las relaciones transatlánticas, la apertura comercial, la viabilidad del proyecto europeo y el papel de Rusia”, ha dicho durante una conferencia en la Fondazione Ducci.

“Hay desafíos políticos y de seguridad, pero también económicos”, ha apuntado Aznar, que ha asegurado que “podemos dar por superada la recesión, pero la huella social que la crisis ha dejado sigue produciendo efectos en América y, desde luego, en Europa”. Frente a ello, ha dicho, “España presenta una mayor estabilidad”, si bien ha manifestado que le preocupa “el endeudamiento público, que parece va aumentar por la necesidad de financiar el déficit del sistema de pensiones, y que la situación política no permita continuar con la agenda de reformas”.

FRENTES ABIERTOS

“La UE se encuentra en un momento crucial y ya no se puede decir que sufre una ‘crisis de crecimiento’ sino un riesgo de destrucción. Y la destrucción de la UE no sólo sería un éxito de la Rusia de Putin -cuya estrategia está clara- sino que sería también una noticia pésima y muy preocupante para EEUU”, ha alertado Aznar en Roma. “El juego de su nueva administración con populistas como Farage o Le Pen es jugar a la ruleta rusa. EEUU no tiene nada que ganar de una UE destruida y sí mucho que perder”, ha puntualizado.

El expresidente del Gobierno, que ha repasado “los frentes abiertos” que tienen EEUU, la UE y países concretos como Francia e Italia, ha apuntado a “Alemania como la gran potencia económica de la Unión, que lo ha sido siempre, y como la potencia política que no ha querido ser, una condición que tiene que asumir le guste o no”.

Todo esto, según Aznar, cuando “nos encontramos en un año crucial en el que van a ponerse de manifiesto transformaciones de una intensidad al menos igual a las que se experimentaron en 1989 con el derrumbe del Muro de Berlín y la implosión de la Unión Soviética”. Se trata de “una transformación que afecta al reparto de influencias y de poder y a varios pilares del orden internacional, como las relaciones transatlánticas, la apertura comercial, la viabilidad del proyecto europeo y el papel de Rusia”.  

HUELLA SOCIAL DE LA CRISIS

En palabras del presidente de FAES, “podemos dar por superada la recesión, pero la huella social que la crisis ha dejado sigue produciendo efectos en América y, desde luego, en Europa”. “El crédito de nuestras sociedades se ha erosionado en sus procesos e instituciones democráticas y representativas y en su capacidad para generar prosperidad y crear oportunidades”, ha añadido. “La percepción es peor que la realidad, pero los efectos políticos y electorales que produce los capitalizan los populismos”, ha advertido.

Aznar ha valorado que “España presenta una mayor estabilidad que la media europea: la progresión del populismo de izquierda parece contenida; la economía crece a buen ritmo, genera empleo y exporta más que nunca”. No obstante, ha apuntado, “existen riesgos”. “Me preocupan sobre todo el endeudamiento público, que parece va aumentar por la necesidad de financiar el déficit del sistema de pensiones, y que la situación política no permita continuar con una agenda de reformas que reduzca la vulnerabilidad de nuestra economía al cambio de condiciones”, ha subrayado.

#futuro #comunidad internacional #UE #transformaciones